Robert Silva. Foto: Javier Calvelo / adhocFOTOS

Robert Silva cree que su relación con Teyma no violó las normas, aun cuando la constructora trabajaba para varias compañías controladas por el organismo regulador mientras él era su secretario general

El Código de Ética de la Ursea prohíbe vínculos con empresas cuyos intereses pudieran verse “afectados” por sus decisiones

4min 3
Nº2036 - al de Septiembre de 2019

Mientras ocupó un cargo de primera línea en la Unidad Reguladora de Servicios de Energía y Agua (Ursea), el hoy candidato a vicepresidente por el Partido Colorado, Robert Silva, trabajó en una empresa constructora que prestaba servicios en los sectores bajo supervisión del organismo, lo que para algunos expertos estaba prohibido por el Código de Ética que regía sus tareas.

Continúa leyendo, forma parte de nuestra comunidad.